¿Cómo es posible reconocer o detectar enfermedades que aún no han presentado síntomas?
 
Gracias a los largos años de dedicada y exhaustiva investigación del Dr. Isaac Goiz Durán, quien al descubrir el par biomagnético en 1988, estableció que las enfermedades se producen por la alteración del pH (potencial de hidrógeno) y que de acuerdo al sitio  donde se hubieran alojado los diferentes microorganismos se producen los distintos tipos de enfermedades.

Para tal objetivo el Dr. Goiz creo un mapa corporal, en el cual se indica la ubicación de los pares  biomagnéticos, 

Esta información más  el conocimiento adquirido por el  terapeuta en biomagnetismo  medicinal   ayuda a determinar la patología del paciente en la primera sesión.